Google+ Followers

viernes, 7 de marzo de 2014

LOS SUELOS PERFECTOS PARA TU CASA

Los suelos perfectos para tu casa: resistentes y bellos

Fácil de limpiar en la cocina, resistente en el salón, cálido en el dormitorio, y antideslizante en el baño. Descubre los suelos que mejor funcionan para toda la casa.
 L

Para la cocina: fácil de mantener

Un suelo resistente, que no absorba manchas de grasa o de frutas ácidas y resista los golpes. Los ideales: el granito, una piedra natural de gran resistencia, o el porcelánico, un sintético muy versátil. También el hormigónimpreso, un continuo sin juntas muy higiénico, y las resinas, antideslizantes.

Si buscas dureza: Piedras, naturales o sintéticas

1. Porcelánico: Es un material muy resistente y fácil de mantener. Está disponible en acabados que simulan madera, metal, barro... lo que le permite adaptarse a diferentes estilos decorativos. Y en formatos XXL que reducen el número de juntas.
2. Granito: De gran dureza, es resistente a la abrasión, algo muy útil en la cocina. Además, es reciclable 
y ecológico, y se extrae de forma sostenible. Levantina cuenta con todo tipo de tonalidades.
3. Piedra cerámica: Recrea la belleza de la piedra natural con las ventajas de un material cerámico. El Ston-Ker de Porcelanosa es, además, antideslizante.

Para el salón: confort y dureza

Los salones necesitan pavimentos cálidos, confortables y que creen un ambiente acogedor. Pero también que resistan bien el paso del tiempo, el desgaste por el uso y, si tienes jardín, que no se rayen fácilmente. Una buena opción es el mármol, con acabado cristalizado como los de Tino, o el Crema Marfil de Levantina que proporciona luminosidad al espacio. Los parquets cerámicos unen la calidez de la madera con una gran resistencia. Y como tercera opción está el mosaico hidráulico, que aportará personalidad y color al suelo del salón.

Si quieres color: Un suelo liso o uno estampado

1. Hidráulicos: Son baldosas de cemento pigmentado, de gran consistencia y solidez. Entic Designs ofrece numerosos modelos. Mejor si tienen un tratamiento hidrófugo, para que no se manchen.
2. Parquet cerámico: Este material combina la calidez de la madera con la resistencia de los materiales sintéticos. Porcelanosa fabrica parquet cerámico con acabado antideslizante.
3. Mármol: Refleja muy bien la claridad, así que es ideal para ganar amplitud. Existen mármoles con tratamiento UV para resistir la incidencia de los rayos de sol, como la serie Cristal de Tino.

En el dormitorio, agradable al tacto

¿Qué le pides al suelo del dormitorio? Que sea confortable, agradable al tacto y que se mantenga a una temperatura perfecta para que, al pisarlo descalza, no transmita frío en invierno ni calor en verano. Una moqueta de fibras vegetales como el sisal garantiza todo eso, y además tiene un fácil mantenimiento. Y también el bambú, tan cálido como la madera pero mucho más ecológico. ¿Lo último en tecnología? Los pavimentos cerámicos que son capaces de conservar la temperatura ambiental, como el Ecom4tile de la firma Ceracasa.

Si buscas calidez: De madera o de fibra vegetal

1. Sisal
: Las fibras naturales dan frescura y son muy resistentes. El sisal es muy suave y confortable, ideal para pisar descalzo en el dormitorio.
2. Bambú
: Es sostenible, pues el bambú tiene un rápido crecimiento. Además, ofrece calidad y resistencia, y es más duro que el roble o el iroco.
3. Parquet: La madera es el material cálido por excelencia. La serie Villa de Quick-Step tiene modelos, como el Vil1367, de madera de jatoba satinada con listones de gran formato, que amplían el espacio.

El baño, práctico y antideslizante

En el baño necesitas un suelo resistente al desgaste y que soporte la humedad y los cambios de temperatura. ¿Un material perfecto? La arenisca, una piedra natural capaz de adaptarse a las condiciones ambientales que se dan en el baño y que, además, es antideslizante. También el microcemento, un pavimento continuo que, al no tener juntas, garantiza la impermeabilidad y es más higiénico (las juntas retienen suciedad). Y, por qué no, la madera, que con un tratamiento antihumedad puede ser el material idóneo para convertir el baño en una prolongación del resto de la casa.

Si quieres un look natural antiguo o moderno

1. Arenisca: A la resistencia y la dureza de las piedras naturales suma su textura antideslizante, incluso en contacto en el agua. Y al ser clara, amplía.
2. Madera: Pavimentar el baño con madera es posible gracias a los nuevos tratamientos antihumedad, como la colección Lagune de Quick-Step, con acabado de barco.
3. Microcemento: Es una fina capa de cemento totalmente impermeable. Al no tener juntas, es muy resistente al agua y al vapor. Se puede instalar sin retirar el suelo existente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario